Comenzó el SIHH 2019 y con ello las novedades de las firmas expositoras. En esta ocasión el savoir faire de Audemars Piguet asombra al mundo de la horología con el lanzamiento oficial de su nueva colección CODE 11.59. El nombre hace referencia a su código genético y también es un acrónimo de Challenge, Own, Dare y Evolve, cualidades y valores de la Manufactura. Respecto a la cifra 11.59 corresponde al último minuto antes del nuevo día.

Trece modelos integran esta familia de relojes que destaca por su caja redonda con carrura octagonal y 41 milímetros de diámetro. Su forma arqueada confiere ergonomía y cuentan con un cristal de zafiro de doble curva vertical desarrollado exclusivamente para esta línea.

11.59 está compuesta por cuatro referencias automáticas, cuatro cronógrafos, 2 guardatiempos con tourbillon volante, un tourbillon esqueletizado, un calendario perpetuo y finalmente se suma un repetidor de minutos Supersonería.

Audemars Piguet animó a estas piezas con seis diferentes calibres de última generación: un movimiento de cronógrafo con función de retorno y rueda de columna integrado, un movimiento automático con indicación de segundos y fechas y un movimiento con tourbillon volante de remonte automático. Todos los mecanismos albergan decorados de Alta relojería con la tradición que caracteriza a la firma.