Para esta 11ª edición del Salón Internacional de Alta Relojería (SIAR) México 2017, Rebellion Timepieces sorprendió a su creciente número de fanáticos en el país, con un modelo que rompe todas las reglas, el Wep-one.

Luc-Francois Besson, Director Comercial de Rebellion, lleva el Wep-one durante el SIAR 2017

El WepOne de Rebellion tiene como protagonista a un tourbillon asimétrico de 60 segundos que gira en múltiples ejes. Toma su inspiración de las suspensiones de carros de carreras y fue concebido en colaboración con la Manufactura suiza de movimientos de excepción, Concepto, y diseñada por por la leyenda de la industria Fabrice Gonet.

Aunque la descripción anterior pareciera simple, el Wep-one no puede alejarse más de ese adjetivo. Para empezar, este tourbillon está alojado en un cilindro de cristal de zafiro, suspendido entre dos rodillos que indican las horas y los minutos. Contemplar su funcionamiento es casi tan impresionante como la capacidad de su tourbillon de desafiar las fuerzas gravitacionales.

Por su puesto es una edición limitada a sólo 10 piezas, que ofrecen la valiosa posibilidad de ser usadas también en el tablero del auto. Con esto, Rebellion Timepieces afirma la funcionalidad del Wep-one que, aunque en apariencia parezca sacado de un relato de ciencia ficción, se trata de un reloj muy ligero que puede usarse en cualquier momento y, literalmente, llevarse a cualquier lugar.Además del cristal de zafiro antirreflejante, el resto de los componente de la caja están creados en titanio y resguardan un movimiento de carga manual de 529 componentes, vibrando a 3 Hz y con una poderosa reserva de marcha de 50 horas. Se ajusta a la muñeca con una correa de piel -muy cómoda- con hebilla desplegable de titanio.