Al que en ediciones pasadas se le conocía como Lorena Ochoa Invitational, se transformó para su décima edición en el Lorena Match Play 2017 -o de eliminación directa-, consolidándose como el mejor torneo de golf en Latinoamérica y el único en México que se juega bajo este formato. Sin duda un evento único dentro del tour de la LPGA (Ladies Professional Golf Association).

Realizado del 4 al 7 de mayo en el Club de Golf México, considerado uno de los 50 mejores campos del mundo, el torneo recibió a 64 mejores jugadoras del mundo, entre las que se encontraban grandes nombres como el de Lorena Ochoa -por supuesto-, Annika Sörenstam, Lydia Ko, Carlota Ciganda y Brooke Henderson.

Sin embargo, la sorpresa de la última jornada fue que ninguna de las jugadoras del top ten logró avanzar a las semifinales del torneo. En su lugar, la tailandesa Ariya Jutanugam y la surcoreana Sei Young Kim, se disputaron en un dramático cierre (un sólo golpe marcó la diferencia) el trofeo que finalmente quedó en manos de la talentosa golfista de Corea del Sur, Sei Young Kim.

Otro de los hitos de este evento deportivo fue la participación de la firma Rolex y sus más de 50 años de asociación con el golf. Son ya diez años en los que Rolex se alza como el Reloj Oficial del Lorena Ochoa Invitational (ahora Match Play) y ocho años de estrecha colaboración con la golfista mexicana. Además, por más de treinta años la marca presume el título de Reloj Oficial de la Ladies Professional Golf Association (LPGA).