Breguet es una de las manufacturas con más tradición relojera. Fundada en París en 1775, ha sido pionera en el mundo de la horología. Entre sus logros a través del tiempo destaca la invención del tourbillon; además, ha establecido términos como la rosa guilloché o las agujas Breguet.

Su impresionante savoir faire que imprime en sus excelsas creaciones, fue reconocido recientemente por la revista Robb Report en Alemania. Su referencia Classique ultraplano 5157 recibió el primer premio en la categoría «mejor diseño de reloj» cautivando a un jurado compuesto por expertos relojeros.

Este guardatiempos realizado en oro rosa, blanco o amarillo, según la versión, destaca por sus distinguidas líneas que proyectan la elegancia atemporal que caracteriza a la firma. Su esfera de oro con baño de plata ostenta un acabado guilloché realizado a mano. El Classique ultraplano 5157 está animado por el calibre 502.3, un movimiento automático con 45 horas de autonomía.