Piaget ha desvelado su carta de presentación para el próximo SIHH 2019. En esta ocasión, la firma recurre a su emblemático Altiplano y lo reinterpreta en tres versiones con características inusuales para deleitarnos con su Alta manufactura, expertise joyero y la elegancia atemporal que proyectan las creaciones de la Manufactura fundada en La Côte-aux-Fées.

El primer modelo de este trío de ediciones limitadas es el Piaget Altiplano 40 mm, que destaca por su caja de oro rosa donde emerge una impactante esfera de meteorito gris, la belleza del dial se completa con agujas e índices aplicados y un discreto fechador situado a las 3 horas. Este guardatiempos, limitado a 300 piezas, está empoderado por el calibre 1203P, un movimiento automático con independencia de 44 horas debido a sus 21.600 alternancias por hora.

La segunda referencia de estos nuevos Altiplano incorpora meteorito azul en su disco. Entre la 1 y 3 horas se encuentra una apertura para admirar su tourbillon, mientras que para horas y minutos cuenta con un subdial ubicado entre las 8 y 9 horas. Su caja de 41 mm de diámetro hecha en oro rosa, presume un bisel engastado con diamantes corte brillante. Este Altiplano Tourbillon, limitado a solo 28 unidades, alberga en su interior el calibre 670P, un movimiento de remonte manual con reserva de marcha de hasta 48 horas.

Finalmente, el Altiplano High Jewellery es una pieza dedicada al público femenino de Piaget, se identifica por sus diamantes corte baguette engastados en su bisel y se encuentra resguardado por una bella caja en oro blanco de 36 mm de diámetro. Su esfera azul con acabados de rayos de sol, incorpora diamantes para los indicadores de cuartos de hora. Por su parte, el calibre 430P, de cuerda manual y con autonomía de 43 horas, anima a esta referencia limitada a 88 ejemplares.