Patek Philippe sorprende a la industria relojera al desvelar su primera novedad del año. Se trata del Annual Calendar Regulator 5235/50R, un modelo que destaca por sus ejes no coaxiales de las agujas, esta configuración optimiza la precisión y permite mostrar horas, minutos y segundos separados.

Anteriormente los relojes con esta complicación servían como punto de referencia por su exactitud, se encontraban en edificios públicos y eran un instrumento de trabajo para los relojeros.  En 2011, Patek Philippe tomó este concepto y le añadió función de calendario anual en una caja de oro blanco. Ahora, 8 años después, la Manufactura reinterpreta dicho modelo con una estética más atractiva.

El Patek Philippe Annual Calendar Regulator 5235/50R presenta una caja de oro rosa con 40.5  milímetros de diámetro y solo 10 de espesor, alterna acabados pulidos y satinados y cuenta con tres discretos correctores en la carrura para ajustar el calendario. La corona presume el símbolo de la marca: la cruz de la Orden de Calatrava. 

El fondo del dial ostenta un acabado satinado vertical en tonalidad gris, mientras que el negro mate se extiende en la escala minutera y en los dos contadores para horas y minutos, ubicados a las 12 y 6 en punto, respectivamente. Su alta legibilidad proviene del color blanco de las manos e índices, que contrastan armónicamente con la totalidad de la esfera. Finalmente, su complicación de calendario anual se muestra a través de tres aperturas que albergan día, fecha y mes.

Estas funciones están garantizadas por el calibre 31-260 REG- QA, un movimiento automático con frecuencia de 3.2 Hz e independencia de 48 horas. Este mecanismo fue desarrollado exclusivamente para esta referencia e incorpora escape Pulsomax y resorte de equilibrio Spiromax. Sus acabados como el micro-rotor se pueden apreciar por el reverso de la caja.