En un evento realizado en el Hotel Fullerton Bay en Singapur, Longines reveló sus nuevas piezas que acrecientan la colección HydroConquest. En compañía de su embajador de la elegancia Aaron Kwok y bajo un entorno magnífico, la firma relojera presentó oficialmente sus creaciones que destacan por su espíritu de buceo e inserto de cerámica de color en el bisel.

Disponibles en medidas de 41 y 43 milímetros de diámetro, estos nuevos HydroConquest se identifican por su tonalidad azul, negro o gris de su esfera y bisel giratorio unidireccional. La lectura del tiempo se garantiza a través de sus tres agujas centrales y manos con tratamiento de Super-LumiNova. Además, ofrecen función de fechador a las 3 horas.

Su caja, hermética hasta los 300 metros, alberga el calibre L888.2, de remonte automático e independencia de 64 horas. Estos modelos se ofrecen con una correa de caucho o con brazalete de acero pulido y satinado.

Este lanzamiento también incluye un cronógrafo de 41 milímetros de diámetro disponible en colores azul o negro. Provisto de 3 contadores y apertura de fechador entre las 4 y las 5 horas. Cabe destacar sus pulsadores que se integran perfectamente a las líneas de su caja hermética hasta los 300 metros. Sus funciones están garantizadas por el calibre L688.2, un movimiento automático con 54 horas de autonomía.