Impecable restauración del péndulo del pájaro cantor de Jaquet Droz

La restauración del péndulo Jaquet Droz expone la elegancia en la historia de la industria relojera, al develar una manufacturación con detalles impecables acorde a la leyenda que se ha construido en torno a esta maquinaria francesa.

El confeccionamiento artesanal de este péndulo autómata, diseñado por el maestro Pierre Jaquet-Droz, ha recorrido siglos de historia, convirtiéndolo en uno de los artilugios relojeros más enigmáticos y esplendorosos de la historia relojera.

El relojero de La Chaux-de-Fonds dio una muestra magnánima de su talento con la creación del reloj más sofisticado, al incorporar la invención de pájaros autómatas capaces de generar variadas melodías a través de su canto, resguardados en hermosas jaulas que formaron parte de la moda de los siglos XVIII y XIX. Aves llamadas «serins» en francés, término que inspiró el nombre de las hermosas melodías: «serinettes».

La pieza en cuestión consta de un complejo sistema autómata: un motor de doble caracol-cadena (de 1,80 metros cada uno) que genera un movimiento relojero equipado con un escape de rueda de encuentro, el cual da las horas y los cuartos de hora con dos campanas. El pájaro cantor se encuentra en una jaula que corona el gabinete. Interpreta seis melodías diferentes gracias a diez flautas. Cuando suena la melodía, el pájaro gira sobre sí mismo y abre el pico, agitando las plumas e hinchando el pecho, elementos que coronan el diseño genuino y natural de este emblema de los relojes mundiales.

Esta bella pieza también tiene una historia muy particular detrás. En 1983 reaparece misteriosamente en el museo de relojería de Le Locle. Su autenticidad era innegable, la platina trasera contenía la rúbrica: «P Jaquet Droz A La Chaux de Fonds». La pieza también tenía una dedicatoria digna de remembranza: «Péndulo Imperio (…) regalo de Napoleón I a una princesa wurtemberguesa». Este par de mensajes escritos, aunados a la alta manufactura de la pieza, fueron los detonadores de uno de los trabajos de reconstrucción relojera más aclamados de los últimos años.

La restauración del pájaro cantor estará en exhibición del 26 de junio al 26 de agosto en el Museo Internacional de Relojería de La Chaux-de-Fonds y del 4 de septiembre al 28 de octubre en el Museo de Arte e Historia de Neuchâtel.

Arts,Destacado,Jaquet Droz,Marcas,Time To,
Arts Destacado Jaquet Droz Marcas Time To
net
Arts Destacado Jaquet Droz Marcas Time To
net categoria

net ultima