Después del éxito de su pieza Vanguard Carbon lanzada en 2015, Franck Muller comienza el 2016 con una nueva referencia de este reloj, ahora con el poderoso brillo de la kriptonita. Dejando atrás el fantástico elemento o el mítico planeta hogar de Superman, la poderosa luminosidad del Vanguard Carbon Krypton radica en la combinación y contraste del carbón incrustado con partículas de luminova.

Para lograr el espectacular brillo del Vanguard Carbon Krypton, Franck Muller combinó las partículas de luminova en el carbón, con el objeto de crear un paisaje galáctico a lo largo y ancho de la caja. Una vez que llega la noche, el Vanguard revela una nueva y futurista visión que lo transforma en una pieza de Alta Relojería high-tech.

Además de su impactante apariencia, el reloj es impulsado por un movimiento automático que ofrece una reserva de marcha de 42 horas, creado mediante un sistema de manufactura pionera y único en la industria. El Vanguard Carbon Kypton de Franck Muller, complementa su imagen con una correa de caucho y nylon color negro.