Esta tarde, Rafael Nadal y Roger Federer se enfrentaron en el Abierto de Francia, donde el tenista español resultó victorioso en los primeros tres sets (6-3, 6-4 y 6-2), asegurando su pase a la final del torneo.

Después del partido, Federer aduló a su contrincante y aseguró que “Es increíble cómo (Nadal) juega desde lo profundo de la cancha y luego se balancea adelante-atrás con gran agilidad”.

Como se ha vuelto costumbre, durante el encuentro, el RM-27-03 fabricado por la relojera Richard Mille acompañó a Nadal en cada rápido movimiento.

El deportista aceptó ser embajador de la marca en 2010 cuando portó el RM 027 por considerarlo suficientemente resistente y ligero, características que el tenista considera fundamentales para mantener su buen desempeño en la cancha.

Desde entonces, es común que Rafael Nadal entre a la cancha de tenis con este liviano modelo Richard Mille en su muñeca.

En 2017 la relojera lanzó el RM-27-03 con los colores de la bandera española en alusión a la nacionalidad de Nadal.

Este modelo resulta idóneo para los deportistas por pesar apenas 20 gramos, capaz de recibir golpes de hasta 500G. Su calibre RM27-03 garantiza 70 horas de reserva de marcha.