La alta manufactura y calidad artesanal de Chopard, se ve reflejada nuevamente en una creación única: el L.U.C Perpetual T Spirit of the Chinese Zodiac, una pieza excepcional que rinde tributo a la cultura china a través de los impresionantes grabados de su caja y esfera. Además, este excepcional guardatiempos, se une a la tradición de la Maison que anualmente crea un L.U.C XP Urushi para homenajear al signo zodiacal del año entrante chino.

Resguardado por una bella caja de oro rosa ético con 43 mm de diámetro y ataviado con un trabajo artesanal de 200 horas. En la carrura, los doce signos del zodiaco aparecen grabados con la técnica de champlevé. Su bisel adopta formas ornamentales mientras que las asas muestran a un dragón y a una serpiente. Por su parte, la corona ostenta un tigre y la esfera se presenta con motivos geométricos.

En su disco presume un tourbillon con segundero a las 6 horas y fechador en la doble apertura situada las 12 horas. El calendario perpetuo se indica mediante dos subesferas: la ubicada a las 3 horas para el mes y año bisiesto y el subidial de las 9 horas para el día de la semana y las 12-24 horas.

Sus funciones se completan con el indicador de reserva de marcha dispuesto en la parte trasera de la caja, donde presume el calibre L.U.C 02.15-L, un movimiento de cuerda manual con la impresionante independencia de 216 horas gracias a su tecnología Quattro. Cabe destacar que este mecanismo certificado COSC cuenta con el Poinçon de Genève.

Esta edición limitada a una sola pieza, viene acompañada por una correa aligátor en tonalidad negra con forro de piel de cocodrilo en color marrón y se ajusta a la muñeca con una hebilla de oro rosa con grabados similares al bisel.

Total
9
Shares