A. Lange & Söhne reinventa el 1815 Tourbillon

Una vez más, la Manufactura A. Lange & Söhne se renueva a sí misma con una variación de su emblemática familia de relojes 1815, la cual se caracteriza por un diseño clásico aunado a la excelsa artesanía tradicional que identifica a la marca. Esta reinvención presume complicaciones que hace 4 años asombraron al mundo de la Alta relojería, cuando la firma A. Lange & Söhne las fuisonó por primera vez.

Nos referimos al nuevo 1815 Tourbillon, esta sublime pieza destaca por su precisión y por una sofisticada esfera de esmalte blanco. Cuenta con una apertura a las 6 horas donde presume la micromecánica moderna de la firma: el tourbillon de un minuto con mecanismo de stop-seconds y función de ajuste de tiempo Zero-Reset.

Cuenta con una caja de 39.5 mm en oro rosa o platino, según la versión. Los elegantes números arábigos y escala de minutos de vía férrea le otorgan un diseño clásico mientras que sus elegantes manos azules contrastan con la tonalidad blanca del disco. La disposición de sus elementos lucen en armonía y  logran un aspecto limpio y elegante. Cabe señalar que la versión con caja de platino destaca por su número 12 rojo.

El nuevo 1815 Tourbillon está animado por el calibre L102.1 que se puede admirar por el reverso de su caja. La reserva de marcha es hasta de 72 horas y se ofrece con una correa de piel de cocodrilo hecha a mano con hebilla desplegable de platino. Esta nueva creación de A. Lange & Söhne está limitada a 100 piezas y refrenda la alta manufactura de la firma.