El famoso Heritage automático con alarma de 1957, se reestrena este 2016 con un rostro renovado y colores inspirados en la suntuosidad del cognac. El nuevo Tudor Heritage Advisor mantiene de su antecesor el diseño y proporciones de la caja, cuernos, cristal, agujas tipo Dauphine, marcadores biselados y la característica aguja roja destinada a la función de alarma.

Presentado durante la feria de alta relojería y joyería, Baselworld 2016, el Heritage Advisor se introduce en un caja de titanio agrandada de 42 milímetros, perfecta para el sonido de la alarma por las propiedades acústicas del titanio. Esta robusta caja resguarda el elemento más atractivo del Heritage, su disco. Un contraste armonioso de acabados y reflejos, mezclando el color cognac con un centro de opalina, decorados de rayos de sol y el disco de la alarma y su reserva de marcha con acabados de arenado.

Su movimiento, Manufactura Tudor, está equipado con un módulo extra que provee la función de alarma. El indicador de reserva de marcha de esta función se muestra en un disco a la hora 3 y un display de encendido y apagado a la hora 9 que se enlaza con su respectivo pulsador ubicado a la hora 8.

Ofrece una reserva de marcha de hasta 42 horas y es hermético en hasta 100 metros de profundidad. Se presenta con cristal de zafiro tipo domo y se puede elegir entre un brazalete metálico o de piel de caimán color cognac. Ambos modelos incluyen una segunda correa de seda negra, que hace referencia al diseño de un esmoquín.