Después de una gran historia en dos grandes marcas como Bulgari y después Chopard, Davide Traxler llega a Corum como el nuevo COO de la marca y una idea muy clara para el futuro de la marca, misma que compartió con nosotros en el SIAR 2015.

El brinco del Sr. Traxler de Chopard a Corum representa un gran reto, el llegar a una marca pequeña se convierte en una oportunidad para la exclusividad ya que así se puede alimentar más de su mercado; el llegar a conocer a sus clientes le brinda la oportunidad de llevar a Corum por este camino de la apertura: “… el reto es ser más abiertos y transparentes para en un futuro convertir a Corum en una incubadora de ideas… Corum es una marca que se reconoce a simple vista por sus relojes, el objetivo es transformar esas piezas en ideas reales que hemos recolectado de nuestros clientes”.

Hablando del mercado en México, Davide Traxler resalta que es uno de los más ricos para Corum: “… se ha convertido en un mercado similar al de Italia de 1890, los asiduos por la relojería cuentan con un amplio bagaje, esto es lo que abre paso a la transparencia, el conocer al consumidor y crear piezas que les mueven y motivan a adquirirlas; llevaremos una parte de ellos a un reloj y a su vez se nos abren nuevos horizontes de manera global”.

Adentrándonos más al futuro de Corum el Sr. Traxler nos dio un adelanto de Baselworld del próximo año bajo el lema “el reto no es celebrar las cenizas pero hay que mantener el fuego” Corum presentará un totalmente nuevo Golden Bridge en el que predominarán tres caracterísitcas: la apertura, la transparencia y la famosa micro mecánica de La Chaux-de-Fonds.