Desde 1938, Oris ha desarrollado los mejores relojes para pilotos resumidos en una familia que lo tiene todo, la Big Crown, diseñada con una corona sobredimensionada pensada para que los pilotos puedan ajustar la hora en sus cabinas sin necesidad de quitarse los guantes.

Lo más reciente de esta colección, presentado en 2014, se renueva para dar vida a un Big Crown ProPilot Day Date, pensado para la vida tanto en la tierra como en los cielos, con un diseño mejorado que se adapta al estilo urbano y que de ninguna manera abandona aquello que lo hace un instrumento para aviadores.

Esta pieza de Oris, presentada en una caja de acero inoxidable de 45 milímetros, ofrece una selección de correas aptas para todos los estilos: vintage de piel café con opción de costura beige; gris de piel con patrón de cocodrilo, negra de piel clásica, de textil gris o con un brazalete metálico de acabado cepillado.

Su caja, hermética en hasta 100 metros de profundidad, resguarda un movimiento de cuerda automática con funciones de día y fecha. El disco de antracita presume numerales romanos, que al igual que las agujas, están recubiertas con tratamiento luminiscente SuperLumiNova.