Hoy, la extraordinaria marca Audemars Piguet, presenta una evolución del Royal OakOffshore, nos referimos a el Tourbillon Cronógrafo Automático equipado con el Calibre 2897 de carga automática. Este nuevo movimiento creado en la Manufactura, posee la tecnología relojera más reciente, reflejando a su vez los siglos de maestría relojera clásica.

El Calibre 2897 consta de 335 componentes y es una auténtica obra de arte de micromecánica, su sistema de carga automática es animado por una masa oscilante periférica de platino 950,satinado-cepillado. Biselado, pulido, achaflanado y decorado completamente a mano para crear un reluciente juego de matices.

Asimismo, la precisión excepcional es garantizada por el mecanismo de tourbillon y el uso del sistema de rueda de pilares, considerada como la más fiable y precisa de todas las configuraciones de cronógrafo.

Por último, el nuevo Royal Oak Offshore negro, ofrece un aspecto más contemporáneo, incorporando una combinación de materiales modernos como el carbono forjado, la cerámica, el titanio y el caucho. Además, el elevado nivel de decoración del reloj, incluye acabados clásicos como el pulido espejo, el achaflanado a mano y el perlado que lo convierten en una pieza excepcional.